Para mejorar los procesos de producción los fabricantes de carrocerías en Ambato se encuentran empeñados en obtener la norma ISO 9001:2000.

Hasta el próximo mes de noviembre las empresas Varma, Serman, Cepeda Cía. Ltda., Miral y Carrocerías Patricio Cepeda  aspiran a completar los pasos para la certificación.

Según el vicepresidente de la Cámara Nacional de Fabricantes de Carrocerías en Ambato, Carlos Jácome, el propósito es que las empresas se preparen para futuras comercializaciones con otros países basados en procesos de calidad.

Explicó que con esta norma buscan ser más competitivos e incentivar a que otras empresas se vean obligadas a adquirir esta certificación, pues aquellas que no entren en el proceso podrían desaparecer.

Además, manifestó que la obtención de las normas ISO le permitirá al empresario producir con calidad, y si se tiene en cuenta que las carrocerías fabricadas en el Ecuador cuestan alrededor de $ 90.000 y una hecha en Brasil con similares características llega a valer hasta $ 185.000, se puede ganar mercado internacional.

Según la directora ejecutiva de la Cámara Nacional de Fabricantes de Carrocerías, Piedad Aguilar, desde noviembre  pasado, que comenzó a funcionar de manera legal la organización, se hicieron los contactos con el Ministerio de Industrias y Competitividad (MIC), para que apoyen en la intención de mejorar la calidad del producto carrocero a través de la obtención de la certificación de las normas ISO 9001:2000.

Informó que para la obtención de las normas se debe cancelar $ 6.200 más el Impuesto al Valor Agregado, pero el  50% de ese costo se asume a través del MIC.

Las empresas beneficiarias son las que alguna vez siguieron un plan de mejoramiento continuo, razón por la que se gestiona que diez empresas obtengan esta certificación, añadió Aguilar, al mencionar que son 25 socios en la Cámara.

Iniciativa propia
Sin embargo, por su propia cuenta los representantes de las empresas Ibimco y Picosa comenzaron los procesos desde el año pasado y obtuvieron la certificación ISO entre febrero y marzo del 2008.

Paulina Pico, gerenta de Picosa, resalta que la empresa a su cargo está en la posibilidad de tener proyección internacional, porque pueden realizar innovaciones en los diseños que fabrican con el fin de satisfacer los requerimientos de los clientes, como sucedió con las unidades tipo Overland que se vendieron al Perú.

150
Carrocerías
  exportó la compañía Ibimco a mediados de marzo hacia Centroamérica y Haití.